18/05/2024

“Ningún periodista habría podido obtener declaraciones tan reveladoras e íntimas como Jefferson”: el secreto detrás de Enfocados, dónde Farfán debuta como youtuber [VIDEO]

Hace 1 meses

Tras dejar el fútbol por una lesión a la rodilla, Jefferson Farfán reapareció en redes sociales junto a Roberto Guizasola para el proyecto Enfocados. Suma más de 100 mil suscriptores y ha entrevistado a Paolo Guerrero, Waldir Sáenz y Cuto Guadalupe, entre otros.

MIRA: Fatal minuto 95: un nuevo ‘descuido’ que deja a Alianza con las manos vacías en la Copa | CRÓNICA

Quienes hayan visto episodios de La Fe de Cuto, Los titulares de Puchungo y, más recientemente, de Enfocados, estarán de acuerdo conmigo en una cosa: ningún periodista, por muy trajinado, talentoso o innovador que sea, habría podido obtener declaraciones tan reveladoras, íntimas y divertidas. La verdad es que durante décadas, debido a la mala costumbre de formular preguntas cliché que derivaban en respuestas cliché, reporteros y futbolistas han producido entrevistas de lo más predecibles. No solo a ras de campo (donde el reportero podía alegar la excusa del apuro), sino también en estudios televisivos o locaciones más confortables. Hay excepciones, desde luego, gracias a comunicadores profesionales que se esmeran en obtener de parte de su interlocutor reflexiones que no incurran en la banalidad del «solo nos queda mirar adelante y seguir trabajando», pero son eso, excepciones. La mayoría de entrevistas a futbolistas en el Perú son piezas periodísticas dignas de ser analizadas en las facultades correspondientes como contraejemplos de la eficacia comunicativa. Pero, como dije antes, no es solo culpa del periodista que enciende la grabadora; los recursos retóricos del futbolista peruano promedio no alcanzan para sostener una charla que sea precisamente filosófica; muchos de ellos ven al periodista como un enemigo potencial y acuden a las entrevistas con la guardia arriba, cuidándose de no decir nada que pudiera ser luego utilizado en su contra.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida por JEFFERSON FARFAN (@jefferson_farfan_oficial)

Estos nuevos espacios digitales son atractivos por eso: nos dejan ver a hombres del fútbol siendo ellos mismos por primera vez delante de una cámara. Están cómodos, hablando sin censura, como hablarían en la esquina de su cuadra. La razón es obvia: tienen delante, no a un periodista con credencial, sino a un ex compañero, un amigo con el que compartieron concentraciones, vestuarios, formación, es decir, un pasado, una vida. No hay escuela de periodismo deportivo del mundo que ofrezca una maestría que iguale ese bagaje.

Farfán y Guizasola son de la misma categoría, la del 84. (Foto: Instagram)
Farfán y Guizasola son de la misma categoría, la del 84. (Foto: Instagram)

En Enfocados, con la complicidad de Guizasola, Jefferson Farfán viene logrando un altísimo nivel de sinceridad de parte de sus invitados. Yotún baila, Alberto Rodríguez cuenta chistes, Waldir confiesa, Paolo es de carne y hueso. Todos aplauden, se ponen chapas, se ponen al día, se jaranean con sus recuerdos y sus chismes, incluso desmenuzan polémicas públicas (como el inolvidable episodio del Golf Los Inkas). Por momentos el espectador no capta bien el subtexto de lo que dicen ni las bromas internas que se intercambian, pero no importa, igual sonríe porque percibe la autenticidad de la situación. Fue precisamente en uno de sus programas más recientes que Farfán contó que hace un año y dos meses se convirtió en padre por cuarta vez, y habló de su hija Luana con una soltura que, sospecho, no habría mostrado ante el más avispado conductor de un bloque deportivo.

Es por estas novedades que la noticia de su partido de despedida, siendo relevante, nos suena secundaria. Hoy la Foca que todos quieren ver está en otra cancha, en la de YouTube, donde no pide que le den pases, solo pide que le den luz.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida por JEFFERSON FARFAN (@jefferson_farfan_oficial)

--

Ver noticia en El Comercio: DT

Temas Relacionados: